>> Joselo López y otros alcahuetes.

Como lo había dicho el propio Sorel, “no hay nada más parecido a un representante de la burguesía que un representante del proletariado”.
  Reconocer al enemigo es una responsabilidad para todo revolucionario, siempre lo ha sido, se trata de saber dónde golpear, se trata de pensar las condiciones de cada época, los caminos específicos por donde transita el Poder. Pero claro, esto no parece tan dificil si lo llevamos a identificar a esos personajes inmundos que sirven al capital y su Estado, esta vez desde las estructuras paraestatales.
  El asco que produce un llavero se iguala al que producen los izquierdistas defensores del orden establecido, de la explotación, de todo el sistema de dominio. Sobre todo aquellos que con su jerga sindicalista son capaces de defender, como en este caso, la tortura de los carceleros…
  Vemos en el video ampliamente difundido por la prensa a una patota de llaveros del INAU pateando a dos jóvenes presos desarmados en el piso. Estos alcahuetes, dejaron su “asamblea” para entrar y mostrar lo machos que son.
  Luego vendrá toda la defensa, las malas condiciones y todo lo que hace que sean unas mierdas. Luego vendrá todo el pensamiento fascista de corte “y ellos son los que…”
  La calle no va a olvidar a estos policías y a sus sindicalistas defensores. Ni olvido ni perdón. Contra el Estado, sus defensores y sus falsos críticos.

jl


A %d blogueros les gusta esto: