Efemérides | 6 de mayo 1937, muerte de Pedro Tufró en la revolución española

Quienes al comienzo del presente siglo concurrieran las tardes de los jueves a la Biblioteca y Archivo Luce Fabbri (en el local céntrico de Montevideo donde luego funcionaría el Centro Social La Solidaria) deseosxs de empaparse de los relatos de experientes militantes como el viejo Beto, no podrían evitar mirar con cierta extrañeza la antigua fotografía de un joven vestido con camisa y una llamativa moña de lunares, sin duda algo muy lejos de la estética que se esperaría de un anarquista.
De a poco sabrían que se trataba de Pedro Tufró, compañero del grupo Esfuerzo asesinado por estalinistas en la Revolución Española.
Tufró cursó estudios de Derecho y se involucró en década de 1920 en el movimiento estudiantil desde la Asociación Estudiantil Libertaria y la Federación Juvenil Libertaria, participando posteriormente en la oposición a la dictadura de Terra.
Tras el levantamiento revolucionario ibérico de 1936, lxs anarquistas de la península solicitan la presencia de Luce Fabbri en la revolución. Imposibilitada de viajar ella, Tufró será el primero de los miembros del grupo anarquista Esfuerzo (al que Fabbri pertenecía) que se hacen presentes en su lugar. Llegado en enero de 1937 se integra en el Grupo Nervio, de la Federación Anarquista Ibérica. A pesar de que su idea era ir al frente de combate, es nombrado miembro del Comité Regional de la Juventudes Libertarias en Barcelona y responsable del enlace con el frente de Aragón.
Integró la Oficina de Propaganda de la CNT-FAI, teniendo un papel destacado en la difusión internacional de la propaganda anarquista mediante emisiones radiales en lenguas como esperanto, catalán, castellano, árabe, búlgaro, italiano, francés, inglés, alemán, polaco, ruso, sueco y portugués.

A principios de mayo, posiblemente entre los días 5 y 7, a la edad de 30 años fue detenido y asesinado en Tarragona, cuando regresaba del frente de Aragón. La muerte de Tufró fue uno de los muchos asesinatos selectivos que cometieron las facciones estalinistas contra milicianos de la CNT-FAI, del POUM y sindicalistas durante los “hechos de mayo”.
Su muerte nos recuerda los límites y riesgos de las alianzas con sectores “antifascistas” o “democráticos” que si bien poseen objetivos comunes en el corto plazo, su concepción autoritaria del poder está en constante tensión con la finalidad emancipatoria del anarquismo.


A %d blogueros les gusta esto: