Cerrar el puño frente a la injusticia.

3058030

«Y está el otro que la goza viendo sufrir al pavote, estira largo el cogote pa mirar como patea, la vibora culebrea y hace gala de su dote».

J.L.

Ética, libertad y anarquía están profundamente emparentados, tanto que es dificil definir una sin la otra, dominios diferentes en todo caso, pero una misma tensión de lo vivo. Cerrar el puño frente a la injusticia, actuar por reflexión y no doblarse ante las adversidades.
Por eso dudo del parentezco libertario con lxs que disfrutan envenenando las actividades de otrxs, lxs que confunden compañerismo con ciega complicidad o hacen política del rencor y el resentimiento.
La anarquía es ese camino nuestro del no tener amos, la ética es ese problematizar reflexivo para decidir nuestro rumbo, y la libertad ese desarrollarnos lo más posible junto a lxs demás sin dañarlxs o dañarnos.

R.


A %d blogueros les gusta esto: