Las fuerzas de la propiedad privada vendrán a desalojar un proyecto, pero solo encontrarán una casa

309396

Las fuerzas del Estado irán contra una comunidad de lucha autoorganizada en cinco años, pero, spoiler, sólo ganarán una casa. La olla, la merienda, los talleres, las charlas, la biblioteca, todo resistirá. La autoorganización basada en el apoyo mutuo resistirá. Hace como quince años una casa en el Cordón fue abandonada y regalada a la pasta, nosotrxs la rescatamos de eso hace cinco años y la pusimos al servicio de la gente. Hoy lxs dueñxs legales, como suelen hacer lxs capitalistas, recordaron los precios y olvidaron los valores.
Nuestro proyecto se trata de libertad, una libertad que hemos ganado, que sostenemos con nuestras manos y que ya no podrán sacarnos. ¿Qué tienen más fuerza bruta? ¿y qué? No se trata de potencia de choque, se trata de tener un porqué y nosotrxs lo tenemos. La gran diferencia entre lxs que vendrán a desalojarnos y nosotrxs es que nosotrxs sabemos lo que defendemos. Nos hemos acostumbrado a ganarnos nuestra libertad, no a mendigarla y ahora no hay quien nos agache la cabeza…
Unas 300 personas pasan semanalmente a alimentarse, a aprender y a organizarse por el local que será tomado para la especulación. Personas que aprenden que nada de lo que reciben es caridad, interés o engaño político. No hay Estado o iglesia, solo personas que deciden horizontalmente. Lxs que hacen boxeo, lxs que hacen taekwondo, lxs que hacen yoga, lxs que van a un taller de escritura, cantan murga o bailan tango se cruzan con quienes van a almorzar o merendar y se mezclan como hermanxs. Somos parte de esa muchedumbre, de ese pobrerío que aprendió a la fuerza a autoorganizarse. Nada en el Cordón Norte es gratis, sino más bien libre, todo intento surge de la solidaridad, el respeto verdadero y el aprendizaje continuo. Ya hemos ganado.
No al desalojo del Cordón Norte. Ni un paso atrás


A %d blogueros les gusta esto: